ÚLTIMAS BOCANADAS

Sala de Prensa

Menudos tres meses lleva nuestro Alcalde. Como los malos estudiantes, a última hora hay prisas intentando hacer ver a los demás que se ha estado trabajando; anuncio tras anuncio de obras, contratos y demás…. Esto es lo que le pasa ahora a este gobierno, que pretende hacer en un par de meses lo que no ha sido capaz en cuatro años.

Como ejemplo podemos mencionar, el contrato de limpieza viaria y de playas por casi tres millones de euros, que ha sido impugnado y anulado, por hacerlo de prisa y chapuceramente; o la oferta anunciada de empleo público de 12 plazas para cubrir puestos vacantes en el ayuntamiento, que también ha sido anulada, por hacerlo de una forma no legal.

Ni que decir tiene el contrato de mantenimiento de jardines que, anteponiendo los compromisos adquiridos por el Sr. Alcalde, ha llevado a pleno hasta en dos ocasiones incapaz de consensuar su aprobación por ser más de lo mismo, sin ninguna garantía de mejora para la imagen de nuestro municipio, y que ahora ha sido aprobado por decreto, imitando a Pedro Sánchez.

Últimas bocanadas de un gobierno que, previo pago de 250 mil euros y ante la decepción de los vecinos que ven como se intenta terminar un parque infantil que estuvo en una situación lamentable durante demasiado tiempo esperando por las elecciones.

Resulta también decepcionante las obras de la cubierta del patio del colegio de Sada y sus Contornos, en donde todos nos preguntamos en dónde está esa cubierta. En el semisótano realizado como gimnasio caben once niños y un profesor. ¿Era esta la gran solución?

Un cero a una gestión nefasta de un Alcalde y un gobierno moribundo, que no han sido capaces de hacer absolutamente nada para evitar una posible nueva inundación en Sada. Nada salvo, esta vez sí, abrir las trampillas a destajo. Desde agosto del año pasado, se llevan sufriendo unas obras que nada solucionaran al respecto, pero que ya forman parte del paisaje lamentable en las inmediaciones de las Brañas.

Cada vez resulta más difícil aparcar en Sada, producto de suprimir un sinfín de plazas de aparcamiento, y como única alternativa ha sido un “leira-parking”.

Sada urge de una buena gestión que le permita prosperar y mejorar la calidad de vida de los vecinos. Merece ideas estructurales y proyectos de futuro, que sean llevadas a cabo con sentido común y diligencia.

Sada urge de un gobierno de mayoría absoluta, formado por un equipo sólido, con una idea clara de lo que ha de ser nuestra Villa, dejando atrás experimentos de uniones temporales interesadas que nos han llevado a una situación de descrédito y agonía preocupante.

Regístrese a través de nuestro servicio gratuito de suscripción por correo electrónico para recibir notificaciones cuando haya nueva información disponible.
Términos y Condiciones
Avenida da Mariña 7; Bajo - Sada
Avenida da Mariña 7; Bajo - Sada