Volvemos al mismo punto de mayo de 2015

Sala de Prensa
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

El pasado sábado se publicó en el Boletín Oficial del Estado un nuevo anuncio para la licitación de la obra de regeneración de la Playa de Sada, una obra que se corresponde con la separata Fase I, conseguida por el gobierno del Partido Popular y redactada por el Ministerio ya en 2014, a raíz de un proyecto general de “Actuación medioambiental en la Ría del Pedrido” que englobaba también otras playas.

Tras la satisfacción mostrada esta semana por parte del Gobierno Local, conviene recordar que este logro se debe a las gestiones previas de los años anteriores.

Una gestión que se realizó ya por el año 2013 con un estudio de los lodos, del encauzamiento de la desembocadura del Río Mayor y varias alternativas en el volumen de aporte de áridos; con los respectivos viajes a Madrid al Ministerio por parte del entonces alcalde de Sada, Ernesto Anido.

Finalmente, el resultado para Sada fue conseguir que el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente consignase casi 3 millones de euros, de los 6 millones presupuestados en total, para la regeneración de la playa de las Delicias, con su correspondiente publicación en el BOE de 23 de Mayo de 2015.

Desde el Grupo Municipal del Partido Popular nos alegramos profundamente de que esta iniciativa necesaria, tras el paso de los años, vuelve a tomar forma con la nueva licitación.

Una adjudicación que en su momento fue paralizada debido a varios motivos: un gobierno estatal en funciones durante año y medio, tras no permitir gobernar a la lista más votada; y su consiguiente deficiencia no subsanable de la licitación de la obra. Por no hablar de todas las amenazas que en su día recibimos, por parte de los partidos que hoy en día comparten bancada en el gobierno municipal, tachando el proyecto de una posible malversación de fondos públicos. Amenazas que finalmente no tenían fundamentos.

Los que hoy comparten silla, lo tachaban como un proyecto muerto pero consideramos que mereció la pena todas las gestiones llevadas a cabo.

Aunque se trata todavía de la primera piedra de la regeneración que necesita la playa de Sada, es un comienzo necesario que esperamos que no se quede en un punto y final, y que el gobierno local empiece a plantear un proyecto serio de continuidad, otorgándole la importancia que realmente se merece, puesto que en estos momentos tan sólo han recogido los éxitos que anteriormente sembró nuestro grupo en sus cuatro años de gobierno.